Enfermedades de transmisión sexual

¿Cuándo hay que acudir al médico?

Las ETS se pueden manifestar de diferentes maneras, por ello es importante acudir siempre a la consulta del especialista ante los siguientes síntomas (aunque su presencia no es siempre sinónimo de ETS):

• molestias al orinar
• cambios en el flujo normal (tanto en la cantidad, como en la consistencia, color y olor)
• dolor, picor o molestia en región anogenital, tanto en reposo como durante y después de relaciones sexuales
• siempre que se vea alguna lesión (úlcera, rojez, verruga...)
• cuando se tenga fiebre y dolor pélvico

 

El virus del papiloma humano (VPH)

  • ¿Qué es el VPH?

    VPH corresponde a las siglas de Virus del Papiloma Humano, del que existen más de 100 tipos diferentes. Algunos de ellos ocasionan verrugas o papilomas benignos en las manos o pies o provocan tumores en la garganta o en el área genital. Otros, más de 40 tipos, afectan al área genital y anal. De ellos, unos 15 se pueden relacionar con cáncer en el área genital; son los que llamamos oncogénicos o de alto riesgo.

  • ¿Cómo se contagia el VPH?

    La infección por VPH es la enfermedad de transmisión sexual más frecuente; 2 de cada 3 mujeres estarán en algún momento de su vida infectadas; . En la mayoría de los casos la infección se resuelve de manera espontánea al año del contagio y pasa totalmente inadvertida.

  • ¿Cómo se previene la infección por el VPH?

    Aunque los preservativos no garantizan una protección total frente al virus, su uso se relaciona con una tasa menor de cáncer cervical. Aun así, el preservativo es una muy buena protección frente a otras enfermedades de transmisión sexual. En la actualidad existen VACUNAS para la prevención de la infección de unas variedades determinadas de virus. Estas protegen contra los tipos 16 y 18, virus "de alto riesgo", relacionados con un 70% de los cánceres cervicales y contra los tipos 6 y 11 que se relacionan con las verrugas genitales (condilomas).

  • ¿La vacuna elimina por completo el riesgo de contraer el VPH?

    NO. Estas vacunas sólo son efectivas frente a determinadas variedades de VPH (8, 11,16 y18), pero no frente a otros virus también con capacidad oncogénica, aunque sean menos frecuentes. Por ello es importante que las mujeres vacunadas continúen realizando sus revisiones con citologías para prevenir el cáncer cervical.

  • ¿Si me infecto tendré cáncer?

    No; no todas las personas que se infectan por VPH de alto riesgo van a presentar un cáncer. De echo la gran mayoría de los casos la infección se resuelve espontáneamente sin dar ninguna lesión.

  • ¿Cómo se trata el VPH?

    El virus no tiene tratamiento. Lo que se ha de hacer es tratar las lesiones causadas por este virus y luego hacerle un seguimiento para asegurarse que el sistema inmune propio de la persona elimine este virus.

 

Infecciones por hongos

La candidiasis es una infección causada por diversas variedades de Candida.

La mucosa genito-perianal es otra localización habitual de estas infecciones, representando el 20-30 por ciento de las infecciones vaginales. Se presenta como un enrojecimiento y edema de los labios menores que se puede extender hacia labios mayores, periné, pliegues inguinales e interglúteo, acompañado de prurito y “quemazón”. La misma afectación puede afectar a genitales externos masculinos.

 

Herpes genital

El cuadro típico del herpes genital inicia con hormigueo de la zona comprometida que luego se convierte en dolor, picor o escozor en alguna zona de la región genitoanal, donde se observan unas pequeñas lesiones ampollosas que luego se ulceran (llagas) agrupadas en forma de racimo sobre un área enrojecida. La mitad de las personas contagiadas sabe que lo están. Esta es una de la razones de la elevada prevalencia de esta infección en España que se aproxima el 20% de la población sexualmente activa.